1346 Views |  Like

Gastronomía ibicenca: receta del sofrit pagès y les orelletes

La gastronomía de Ibiza guarda las recetas más tradicionales e ingeniosas de todas las islas Baleares. A pesar de ser una isla conocida por su ocio nocturno y su turismo de sol y playa, quien ha visitado la mayor de las Pitiusas alguna vez y, por ejemplo, ha podido optar por elegir un Rent a Car en Ibiza, entre otras alternativas para recorrer la isla, habrá podido observar en los bares y restaurantes de sus diferentes municipios la variedad de platos típicos que éstos ofrecen en sus menús.

En este artículos conoceremos dos de las recetas típicas de la isla de Ibiza. Comenzaremos por elaborar un plato principal: el sofrit pagès, que estará acompañado por un buen postre: les orelletes, un dulce muy singular.

El sofrit pagès es un plato típico del interior de Ibiza. Se puede elaborar en cualquier época del año, aunque tradicionalmente se sirve en celebraciones. Es una receta elaborada a partir de productos del corral y sus ingredientes son los siguientes:

Pollo, carne de cordero, butifarra, ajo, azafrán, laurel, comino, perejil, manteca de cerdo, almendra tostada, patatas y sobrasada.

Para su elaboración, primero escaldamos el pollo y después el cordero, o viceversa y a continuación sofreímos las dos carnes, por separado, con la manteca de cerdo.

Una vez realizados los pasos anteriores, vertemos en una olla los higaditos de pollo y las patatas y cocemos todo a fuego lento.

Una vez cocidas las patatas y los higaditos de pollo, molemos el azafrán con éstos, la almendra tostada y un poco de perejil y comino. Por último con caldo de la cocción lo disolvemos y lo añadimos al sofrito para dejarlo cocer a fuego lento.

¡Ya tenemos nuestro plato principal listo! Ahora vamos con el postre:

Para elaborar nuestras orelletes necesitaremos, azúcar, huevos, aceite de oliva, harina y el ingrediente estrella: licor de anís.

Orelletes en castellano significa orejas. Recibe este nombre ya que el contorno peculiar de este dulce es muy parecido al contorno de una oreja. Son muchos los municipios de Ibiza que elaboran este dulce dándole forma de flor en su presentación.

Para cocinar nuestras orelletes primero batimos los huevos y amasamos la harina, añadiendo poco a poco el licor de anís, azúcar y más harina hasta que la masa esté pastosa y adquiera una buena consistencia para añadir los granos de anís y dejarla reposar un rato.

A continuación dividimos nuestra masa en varios trozos. Algunas porciones las aplastamos en forma de círculo, de unos quince centímetros de diámetro, dándole forma de oreja y con el resto formamos tiras para colocarlas en el centro de los círculos y así, conseguir el aspecto que pretendemos.

Por último freímos la masa con forma de oreja y las serviremos con una capa de azúcar.