2019 Views |  1

Beecook, urban food de calidad en León

La palabra “personalidad” es lo que mejor podría definir el nuevo proyecto gastronómico inaugurado hace unos meses en la ciudad de León y del que hoy os voy a escribir. Siempre merecen mis halagos las apuestas arriesgadas, esta lo es, y más tratándose de una ciudad como León donde el clasicismo reina.

La llegada de Becook (ser cocinero) hace mención a lo que realmente es y son. Y es que sus creadores, de los que ahora hablaremos, han sabido trasmitir de forma extraordinaria la idea inicial que estaba en sus cabezas hasta hacerla llegar a la calle Cantareros, 2, muy próximo al famoso barrio húmedo de esta ciudad. Los protagonistas no son otros que David y Mario, dos jóvenes y elegantes cocineros que después de años caminando en solitario y haber pisado grandes cocinas, algunas de ellas galardonadas con estrellas Michelin, han unido vidas y fuerzas para poner en marcha un proyecto que les identifica, les hace ser ellos mismos y les da la vitamina suficiente para trabajar cada día durante muchas muchas horas.

Su local al entrar ya provoca interés cuando les ves a ellos mismos cocinar delante de los clientes, tan solo separados por una barra, barra en la que también se puede comer, ideal si vas solo, ya que la comida se te hace mucho más agradable y divertida.

Todos los detalles están pensados, su imagen es impoluta, tanto la de ellos mismos como la de su imagen de marca, todo personalizado y con su sello personal. Una decoración agradable y lejana de tendencias y modas pero si actual y con estilo. Es inevitable pensar si hay un gran grupo empresarial detrás de este proyecto, la realidad es que no, es el fruto de la idea de dos cocineros, pero una idea que bien podrían comprarles para expandir por todo nuestro país.

Todo de lo que os he hablado hasta ahora de este restaurante no tendría sentido si su cocina no estuviera rica, porque este es el principal motivo de un restaurante de “buena cocina”. Es agradable ver una carta tan equilibrada para lo reducida que es, dando cabida a todos los gustos, diciendo adiós a los menús de todo tipo y encontrando tan solo y tan simple unos platos de calidad con los que compartir o degustar a modo de plato único. Y a modo de ensalada tan simple como unas hojas de endivias con un perfecto tapenade y crema de queso Valdeón. Son el inicio de otros muchos platos que pude degustar y de los que destacaría sus magníficas croquetas, las que probé yo de bacalao con curry verde.

Un espectacular salmón fresco cocinado al vacío en el momento y en el punto perfecto con salsa de mostaza y miso, que gusta hasta los que normalmente menos nos decantamos por este pescado, ¡probadlo! Su tiradito de atún, es ya un plato de éxito entre sus clientes y todo un acierto incluirlo en esta carta. En carnes una sabrosa picaña con chutney de manzana y piña y en formato inusual un entrecote finamente laminado con emulsión de tomate, confitura de cebolla y aceite de trufa, emplatado de forma original sobre un papel.

Todas sus burguers tienen un sabor espectacular, con la base que toda buena hamburguesa debe tener, buena carne y buen pan, a partir de ahí creatividad al poder. Nos encanta encontrar una carta con postres más que notables y esto es algo que en este Becook Urbanfood se debe valorar. Serán más de una y de dos comidas las que nos enturbiaron con los postres elegidos en más de un restaurante. En este caso no es así y todos son buenas opciones y postres de nivel, desde su cheese cake hasta su brownie de chocolate blanco o un refrescante gin tonic helado.

Este local tiene muchos puntos positivos por sus detalles, detalles como un buen café para finalizar la comida o la presencia del cocinero en la mesa, sirviéndote y explicándote el plato. Además sus precios son realmente moderados para la calidad y la forma original de ofrecer su cocina y esto la gente lo valora. Ahora nos explicamos perfectamente que tengamos que reservar con varios días de antelación y esto señores si sucede es por algo. León con su cocina local y de tradición tiene que agradecer iniciativas y proyectos como este Becook que sin duda dan un soplo de aire fresco a la gastronomía de esta bonita ciudad.